Gatos y frío: consejos para mantenerlos calentitos

Gatos y frío: consejos para mantenerlos calentitos

23 noviembre, 2020

Los gatos y el frío no se llevan nada bien. Como bien sabemos, los gatos siempre buscan los rayos del sol para tumbarse y los lugares más calentitos y cómodos de la casa.

Durante este invierno es muy recomendable estar preparados para que los gatos no pasen frio y evitar que ellos mismos tengan que buscar radiadores o escondrijos donde sentirse algo más a gusto.

Los felinos son muy sensibles a los cambios de temperatura, por estos motivos queremos daros algunos consejos para evitar que los gatos pasen frío y superar el invierno de la mejor forma posible.

 

Alimentación

En otros blogs como la importancia de la latita o qué pueden comer los gatos y que no, hablamos de la importancia de una dieta equilibrada y que sea la más adecuada para el tipo de vida del gato. En este caso es lo mismo, si tenemos un gato que sale al exterior donde las temperaturas son bajas, el aporte calórico que necesitará durante este momento del año es más alto.

En cambio, si tu gato no sale de casa es bueno no variar la dieta ya que su exposición a cambios bruscos de temperatura es muy baja y, además, podemos potenciar que tenga sobrepeso.

 

Pelaje del gato

Los gatos y su naturaleza son muy sabias ya que mudan el pelo y lo preparan para la época de bajas temperaturas. De esta manera tendrán el pelo fuerte y será un gran protector contra el frío.

Es importante que mantengamos al gato con una buena rutina de cepillado y ayudarle a que su manto se mantenga de la mejor forma posible.

 

Mantas y cama

Si el gato sale al exterior puede que cuando vuelva esté congelado, por este motivo es muy recomendable que no perdamos tiempo y le arropemos con una buena manta incluso con alguna bolsa de agua caliente que sirva de foco para calentar la mantita. El gato os lo agradecerá.

Dejar una manta a mano es fundamental para que los gatos no pasen frío. Con ella, ellos mismos se podrán tumbar, acurrucar e incluso meterse debajo a su gusto.

En cuanto a la cama o lugares donde tumbarse es bueno que durante estos meses de frío se ponga en un sitio alto y no directamente en el suelo para evitar que el frío traspase.

Si no tienes esta posibilidad, te recomendamos que pongas un cartón justo debajo de su cama que además de se un estupendo juguete le protegerá contra el frío.

¿Sabías que hay camas térmicas para gatos y hamacas de radiador? En ambos casos la finalidad es que los gatos tengan una fuente de calor ya sea de la propia cama o el calor que sale del radiador, pero sin quemarse.

 

Trucos de casa

Además de todo esto, si queremos conseguir que el gato no pase frío en casa es bueno que aprovechen los rayos de sol al máximo. Sube las persianas y abre las cortinas durante el día para que puedan tumbarse y relajarse bajo el calorcito de los rayos UV.

También puedes situar sus rascadores y varias camas donde dé la luz solar durante el día. Así de forma indirecta conseguirán estar al sol, si es que el día lo permite.

Por último, evita dejar las puertas y ventanas abiertas que hagan corrientes de aire helado.

 

Jugar con el gato

Jugar con los gatos hará que se mantengan activos y entren rápidamente en calor.

 

Estos son algunos de los trucos que puedes seguir para que los gatos se mantengan calentitos y no pasen frío. Pero sin duda, el mejor de los consejos y formas de entrar en calor es acurrucarse juntos.

¿Quieres más consejos? Visita nuestro blog.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *